DON

MARTÍN RODRÍGUEZ PRIETO DE TOBAR Y GUZMÁN FLORES.

CAPITÁN  DE NUMERO Y SARGENTO MAYOR DE INFANTERÍA ESPAÑOLA

 PROCURADOR, ALCALDE ORDINARIO Y REGIDOR PERPETUO DE POPAYÁN.

1.705

 RECONOCIMIENTO DE SU  HIDALGUÍA, CAPILLA PROPIA Y ENTIERRO Y CASAS PRINCIPALES, Y DE LA ANTIGÜEDAD Y NOBLEZA DE SUS ARMAS

 EXPEDIENTE 8.188

ORDEN MILITAR DE SANTIAGO

 “Todos los testigos deponiendo cada uno según su conocimiento  y noticias en la parte y lugar que les toca, concluyeron las preguntas  a favor del pretendiente sus padres y abuelos y demás ascendientes , así en lo que mira a dichas naturalezas y legitimidades, como en lo que toca a la limpieza de su sangre y nobleza por sus dos líneas y la del apellido de Tobar que con el patronímico de Rodríguez  dicen es de su varonía paterna.

Su nobleza e hidalguía la fundan los testigos de Escazena, los de Hinojos y los de Sevilla en que siempre han estado, tenidos y reputados por Nobles Hijosdalgo el pretendiente y sus ascendientes y que esto lo habían oído decir a sus mayores y más ancianos y ser publica voz y fama, y que en ningún tiempo han entendido lo contrario y que si en Indias hubiera distinción de estados, el dicho pretendiente, el Maestre de Campo General Don. Francisco de Tobar y Alvarado su padre, y el Maestre de Campo General Don.

Antonio Rodríguez de Tobar su abuelo paterno,  estuviesen en el de los Hijosdalgo por serlo, y que por esta razón volvieron La Blanca de la Carne que es la única distinción  que hay en la ciudad de Sevilla como a Vuestra Majestad consta, a Don. Francisco Rodríguez de Tobar, bisabuelo paterno del pretendiente casa 6ª, por haber residido en dicha ciudad  algún tiempo, que en la villa de Hinojos donde el referido Francisco Rodríguez de Tobar y Antón Rodríguez de Tobar su padre, tercer abuelo del pretendiente casa 12ª, tuvieron hacienda, les dieron oficios por El estado de los  Hijosdalgo  y no se les repartió el servicio Real que pagan los hombres llanos, que es la distinción de estados que allí hay como lo dicen  los testigos y consta por testimonio de Juan Bautista del Groso Escribano de Cabildo de aquella Villa.

 

Y que en dicha villa de Escazena de donde fueron naturales y originarios y a donde vivieron hasta que fallecieron los unos y pasaron a Indias los otros, fueron recibidos por Caballeros Hijosdalgo por el concejo de ella el dicho Maestre de Campo Don. Antonio Rodríguez de Tobar y Francisco Rodríguez de Tobar abuelo y bisabuelo paterno del pretendiente, a quienes el Licenciado Diego Pardo, Juan Martín Guzmán, Blas Jiménez, Pedro Martín Pichardo, Sebastián Gómez, testigos examinados y otros, deponen haber conocido, y que aunque no pudieron conocer al dicho Antón Rodríguez de Tobar tercer abuelo paterno  del pretendiente casa 12ª, aseguran haber estado recibido en la dicha villa por tal hijodalgo y que a este y a los dichos su hijo y nieto casas 6ª y 3ª no se les repartió pecho ni se les puso en los padrones del servicio ordinario ni extraordinario como a los demás Hijosdalgo, por ser costumbre en aquella villa no poner entre los pecheros a los tales Nobles Hijosdalgo, como parece de sus deposiciones y se prueba por testimonio de Juan Monje Escribano de su cabildo.

 

Y que a no ser Conocidos Hijosdalgo  los de esta Familia de Tobar ( de quien dicen no ha quedado nadie desde que Don. Antonio abuelo paterno del pretendiente, paso con Don. Juan su hermano  a los reinos de Las  Indias y de cuyo apellido no ha habido otros con quien poder equivocarse ) no se les hubiera permitido que en Su Capilla y Entierro y Casas principales  que hoy tienen en dicha Ciudad de Escazena, hubieran  puesto, Escudos  de sus Armas, ni sillas  en la Iglesia Parroquial para oír los Divinos Oficios.

 

Y que en dicha Capilla y Entierro y Casas Principales tengan Escudos de sus Armas correspondientes, consta del reconocimiento y descripción que de ellos se hace.

 

 

RETABLO DE LA CAPILLA DE LA FAMILIA TOBAR EN EL TEMPLO DEL DIVINO SALVADOR

ESCACENA DEL CAMPO. ESPAÑA.

 

RECONOCIMIENTO

 

En la villa de Escazena  del Campo a seis días del mes de marzo de mil y seiscientos y ochenta y cuatro años se hizo reconocimiento porque los testigos deponen que en esta Iglesia tiene la familia del pretendiente Capilla propia y Entierro con Escudo de sus Armas, nos pareció  reconocerlo y para este efecto al dicho cura pedimos nos dijese cual era la dicha Capilla , el cual nos llevo a ella, y parece esta como al medio de la Iglesia  al lado de la puerta y tiene reja de madera toda de barniz y a trazos sobredorada y en ella un Escudo de Armas, que son En campo blanco dos lobos negros y por orla ocho aspas  y de la dicha reja hacia  la parte de adentro esta pendiente en una hasta una bandera vieja arrollada en ella  y en la pared de enfrente esta un retablo dorado y tiene Sagrario y a la  peana  hay comulgatorio y en la parte principal encima de dicho Sagrario esta la efigie de San  Roque hecha de talla y a los lados y en lo más alto hay diferentes pinturas de sanctos.

Y al lado derecho de dicho altar esta en el suelo una piedra de mármol blanco como de vara en cuadro que es Entierro y en dicha piedra hay un Escudo de  Armas dividido en cuatro quarteles  que en el primero esta figurado un león rampante ; Y en el segundo dos leones o lobos y por orla ocho aspas ; Y en el tercero dos calderas y por orla ocho cruces ; Y en el cuarto y ultimo están al parecer tres hojas de higuera y encima de ellas hay seis llamas o centellas encendidas y por orla  un  rotulo que dice:

 

 = por encenderlas  meporne  entodasellas =

 

Y por remate en lo alto de dicho  Escudo  hay una celada con plumas de la cual por la parte superior sale un brazo armado con una espada en la mano  y circunda al dicho Escudo un rotulo que dice :

 

= Aquí yacen los Ilustres Señores Francisco Rodríguez de Tobar y Doña Maria Justiniano su mujer, es esta la Capilla y Entierro de los dichos y de sus herederos y sucesores =

 

Y para que conste de esta diligencia y de lo antiguo y lustroso que de el manifiesta en la familia del pretendiente por la posesión de la dicha Capilla y Entierro, lo firmamos.

 

JOSEPH DE VILLALBA Y GÓMEZ. 

                                          

                              Ldº JUAN DE APARICIO Y PIZANO.

 

CABALLEROS PROFESOS DEL ORDEN MILITAR DE SANTIAGO

 

 

 

LAPIDA Y ENTIERRO CON LAS ARMAS DE LA FAMILIA TOBAR EN ESCACENA DEL CAMPO

TEMPLO DEL DIVINO SALVADOR. ESPAÑA.

 

RECONOCIMIENTO

 

En la dicha villa de Escazena  del Campo en dicho día mes y año por que así mismo deponen los más de los testigos examinados en ella, que  en dicha villa se conservan Las Casas que fueron de los bisabuelos del pretendiente, de que hoy es poseedor este de ellas y que tienen Escudo de sus Armas, nos pareció ir hacer el reconocimiento y vista de ojos de ellas, y en su cumplimiento, habiéndonos informado del sitio y paraje donde están estas y habiéndonos guiado a ellas para el efecto referido, vimos:

 

       Que  dichas  Casas por lo que en el exterior demuestran, parecen de antigüedad, de bastante altura y fabrica fuerte por ser desde los cimientos Hasta el tejado de  ladrillo y cal las esquinas y postes, aunque lo intermedio parece ser de tierra, y la puerta principal y fachada que mira al occidente  es de la misma fabrica de ladrillo y cal, y encima de la puerta hay un balcón de yerro y el lienzo de pared que mira a la parte del setentrión tiene ventanas y reja de yerro y en la pared que hace fachada como se entra por dicha gran puerta principal hay un Escudo grande de Armas hechas a pincel de diferentes colores, dividido en cuatro quarteles que es y tiene las mismas que se ven figuradas en la lapida del Entierro que esta en su Capilla, y en  algunas  puertas de las salas se ven los mismos Escudos. Que todo denota lustre y antigüedad de sus  dueños.  Y para que conste de esta diligencia, firmamos.

        

 JOSEPH DE VILLALBA Y GÓMEZ.

                                      

Ldº. JUAN DE APARICIO Y PIZANO.

 

 

CABALLEROS PROFESOS DEL ORDEN MILITAR DE SANTIAGO.

 

1.684

 

 Customer service